La muy perra no quiere parar de chuparmelo, le encanta sentirlo duro en su garganta